Cupón de descuento

Descuento

Promoción válida hasta el 24/04/2019

Utilizar el descuento

Fabricantes

Informaciones

  • Información sobre Plantas Medicinales
  • Información sobre Flores de Bach y Elixires Flo
  • Información sobre Complementos Dietéticos
  • Informaciones sobre Vitaminas y Minerales
  • Información sobre temas de Salud Natural
  • Información Cosmetica Natural
  • Información sobre Alimentación Natural
  • Informaciones del Mundo del Té
El Colesterol Expandir

El Colesterol

Nuevo

Dietetica Online Dietetica Online
El Colesterol: Una cuestión de control y equilibrio.

Más detalles

Documento sin título Las grasas o lípidos son una parte esencial de nuestro organismo, fuente principal de combustible para los procesos metabólicos del cuerpo. Están presentes en casi todos los alimentos y difícilmente pueden ser suprimidas de forma radical de la dieta.

Constituyen un grupo químicamente diverso de compuestos (ácidos grasos, fosfolípidos, esteróles, etc..) cuya característica común y definitoria es su insolubilidad en agua. Las funciones fisiológicas de los lípidos son igualmente diversas. En algunos casos constituyen un almacén energético, mientras que en otros son de gran importancia estructural para la formación de las membranas biológicas. Otros lípidos, aún estando presentes en cantidades relativamente pequeñas, juegan papeles cruciales como cofactores enzimáticos, transportadores de electrones, agentes emulsionantes, hormonales y mensajeros celulares.

El colesterol es uno más de los lípidos presentes en el organismo; es un compuesto fundamental y necesario hasta el punto de que, si no lo consumimos a través de nuestra alimentación, nuestro hígado lo sintetiza a partir de otros elementos siempre abundantes como son los ácidos grasos. Por el contrario, cuando la cantidad de colesterol que aporta nuestra dieta es elevada, la síntesis que realiza el hígado se reduce automáticamente, e incluso se elimina parte de él a través de la bilis. De esta forma el cuerpo trata siempre de que exista un equilibrio entre lo que ingerimos y lo que él mismo es capaz de producir.

Y es que el objetivo del organismo es mantener una proporción equilibrada de grasas. Es importante destacar que, aunque su aporte es fundamental para mantener una salud óptima, ha de ser en una cantidad justa. A partir de diferentes estudios epidemiológicos se ha podido constatar que existe una relación entre ciertos patrones alimentarios ricos en grasas y el desarrollo más o menos acentuado de los trastornos cardiovasculares. Desde estas observaciones se ha podido ir desgranando:

• qué alimentos se encuentran ligados con mayor o menor fortuna en el desarrollo de estos procesos (grasas saturadas, sal, productos refinados, etc..)

• cuáles contribuyen al equilibrio lipídico (fitosteroles, levadura roja de arroz, fibra, alimentos ricos en vitaminas antioxidantes y flavonoides, etc..) y

• qué proceso fisiológico es el responsable de mantener unos niveles adecuados de grasa.

Teniendo en cuenta estos factores damos entrada en el control y equilibrio de las grasas a multitud de nutrientes que se configuran, en suma, como el verdadero artífice del binomio dieta-salud cardiovascular.

Acepto

Este sitio web puede utilizar algunas “cookies” para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar con su navegación por nuestro sitio web, le recomendamos que lea la POLÍTICA DE COOKIES.