Cupón de descuento

Descuento

Promoción válida hasta el 24/04/2019

Utilizar el descuento

Fabricantes

Informaciones

  • Información sobre Plantas Medicinales
  • Información sobre Flores de Bach y Elixires Flo
  • Información sobre Complementos Dietéticos
  • Informaciones sobre Vitaminas y Minerales
  • Información sobre temas de Salud Natural
  • Información Cosmetica Natural
  • Información sobre Alimentación Natural
  • Informaciones del Mundo del Té
Oligoterapia e Inmunología Expandir

Oligoterapia e Inmunología

Nuevo

Dietetica Online Dietetica Online
La oligoterapia es una terapia cada día más conocida. En ella se usan oligoelementos ...

Más detalles

Documento sin título
OLIGOTERAPIA E INMUNOLOGÍA

La oligoterapia es una terapia cada día más conocida. En ella se usan oligoelementos, sustancias que en el organismo nos pueden ayudar a reactivar nuestra inmunidad frente a problemas infecciosos.

¿ Qué es un catalizador?
Un catalizador es una sustancia que acelera una reacción química sin sufrir modificación durante el proceso. Es decir, es exactamente igual antes y después de la reacción química que ha facilitado. Los catalizadores no participan directamente en la reacción química con las sustancias sobre las que actúan ni alteran el equilibrio de la reacción.
Dichas reacciones rara vez se producen en un sistema biológico en ausencia de un catalizador. Estos catalizadores se denominan enzimas, se trata de moléculas de naturaleza proteica si bien existen estudios referentes a enzimas de naturaleza glucosídica.
En los seres vivos, las funciones vitales de cualquier célula serían imposibles si las reacciones que ocurren entre ellas fueran lentas. Las enzimas incrementan la velocidad de dichas reacciones consiguiendo que los procesos que se deben producir en un momento dado sean más rápidos.
La oligoterapia se basa en la utilización de los llamados oligoelementos, es decir, elementos minerales que en el organismo humano se encuentran en muy baja cantidad y que actúan como enzimas.
Si para que se produzca una reacción biológica, se pueden necesitar 1200 mg. de un mineral determinado, un oligoelemento como el cobre, necesita únicamente 0,6 mg. al día ya que únicamente favorece, como se ha dicho, reacciones entre diferentes células.

Tipos de oligoelementos
Dependiendo del elemento que lo conforme, los oligoelementos pueden propiciar diferentes tipos de reacciones entre las que podemos encontrar procesos digestivos, infecciones, problemas nerviosos de diversa índole, alteraciones hormonales, desarreglos de órganos, dolores de diversas causas, etc.
La forma más concreta de averiguar si nuestro organismo carece de un oligoelemento en particular es analizando una muestra de cabello. En laboratorios especializados se estudia la cantidad de oligoelementos presentes en la muestra y se obtiene el resultado que dará lugar a la administración correspondiente. Desgraciadamente el coste de dicho análisis así como los pocos laboratorios que lo llevan a cabo de manera altamente fiable hace de ello una práctica poco usada.
El déficit de oligoelementos provoca una serie de síntomas y la observación de éstos nos conduce a las carencias orgánicas y por ello al aporte necesario.
En muchas ocasiones encontraremos que los oligoelementos están mezclados unos con otros. No siempre estas combinaciones dan como resultado la suma de las propiedades de los oligoelementos que las componen, sino que propician diferentes maneras de reaccionar ante la enfermedad, lo que se denominan diátesis.

Modos reaccionales o diátesis
Se trata de formas que tiene el organismo de reaccionar ante las agresiones del exterior o del interior. Están presentes en todos los aspectos de la vida de la persona. Se pueden apreciar en los estados de enfermedad y en la forma de ser, ya que ambas obedecen a una manera particular de reacción ante circunstancias contextuales de la vida. Algunos estudiosos las califican como predisposiciones orgánicas a padecer ciertas dolencias debido al modo de reaccionar.
Nos encontramos con cinco diátesis: alérgica o hiperreactiva (oligoelemento manganeso), hipotónica o hiporreactiva (oligoelementos manganeso-cobre), distónica o de distonía neurovegetativa (oligoelementos manganeso-cobalto), anérgica (oligoelementos cobre-oro-plata) y por último la diátesis de síndrome de desadaptación (oligoelementos zinc-cobre).

Los oligoelementos y los procesos inmunológicos
En diversos procesos de enfermedades que cursen con infecciones, la oligoterapia puede ser usada con buenos resultados. Estos consejos no pretenden sustituir la opinión del profesional que esté tratando al enfermo. Él decidirá la mejor manera de actuar con esta técnica dependiendo de la persona, de la enfermedad y del estado particular en el que se encuentre. Como base a un tratamiento con oligoelementos se puede apuntar que los siguientes serían los más indicados para estas afecciones:

Bismuto en casos de enfermedades en la garganta como inflamación de amígdalas o faringe.
Cobre en estados agudos infecciosos producidos por virus (gripes, resfriados, etc).
Oro en los momentos en los que se pretenda estimular las defensas del organismo frente a agentes patógenos, ya que se trata de un gran antiinfeccioso.
Plata cuando se pretenda bajar la fiebre, ya que es un gran antiséptico. Se utiliza habitualmente asociado al oro.
Selenio como refuerzo a las defensas con especial actuación sobre los hongos. También es un gran antioxidante intracelular.

Rafael Sánchez
Naturópata

Acepto

Este sitio web puede utilizar algunas “cookies” para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar con su navegación por nuestro sitio web, le recomendamos que lea la POLÍTICA DE COOKIES.