Plantas medicinales para varices y piernas cansadas

 

piernas-cansadasUna de las principales causas de las varices y las piernas cansadas es la mala circulación sanguínea y la retención de líquidos que suele estar provocada por una mala alimentación, una vida sedentaria o pasar muchas horas al día sentado (por ejemplo).

Los síntomas más comunes en las piernas cansadas, son la sensación de pesadez, cansancio, dolor (localizado en las varices o generalizado), hormigueo y calambres nocturnos, sensación de calor, prurito (picor), hinchazón de pies y tobillos, dilataciones venosas, aparición de “arañas vasculares”…

Para comprender por qué una persona padece de este problema hay que entender antes cómo funciona nuestro sistema circulatorio pues una de las causas más frecuentes de las ‘piernas cansadas’ es una alteración en el retorno venoso.

piernas_varices1Las arterias son las encargadas de transportar la sangre del corazón a la periferia y las venas del viaje a la inversa, es decir, de hacer que la sangre retorne al corazón. Como las piernas están lejos y hacia abajo del corazón, el flujo sanguíneo en las piernas es el más difícil de mantener.

Para conseguir que la sangre no ceda a la fuerza de la gravedad, los músculos de las piernas ‘presionan’ las venas, como si las ‘estrujaran’, obligando a la sangre a subir hacia el corazón y las válvulas de las venas se abren para dejar pasar la sangre y se cierran para evitar que retroceda.

Cuando estos mecanismos fallan, la sangre regresa al corazón con mayor dificultad, se acumula en las piernas y la circulación se torna más lenta. El resultado es sensación de hinchazón, dolor y/o cansancio en las piernas y, en casos más avanzados, las molestas varices.

Según estudios epidemiológicos, se calcula que cerca de un 80% de la población adulta padece a lo largo de su vida problemas de piernas cansadas, hinchazón, edemas, calambres o varices debido a una insuficiencia venosa que aparece cuando las venas no pueden trasportar convenientemente la sangre hasta el corazón.

La fitoterapia ofrece distintas plantas medicinales que contienen activos flebotónicos, compuestos naturales con actividad tonificante en venas y capilares, efectivos tanto para mejorar los síntomas como para frenar su evolución.

piernas cansadas

Entre estos compuestos destacan los taninos que mejoran la tonicidad de los capilares y los flavonoides que aumentan la resistencia de los capilares venosos disminuyendo su permeabilidad y mejorando su funcionamiento.

Plantas medicinales para varices y piernas cansadas

Vid roja: Planta rica en taninos y vitaminas A, B1, B5, B6 y C. Es un excelente tónico que protege y aumenta la resistencia de capilar y combate la insuficiencia venosa. Tonifica las venas mejorando la sensación de piernas cansadas, varices y circulación sanguínea.

Hamamelis: Importante vasoconstrictor y tónico venoso. Regula la circulación gracias a su contenido en taninos y flavonoides. Asimismo disminuye la fragilidad capilar.

varices6

Avellano. Sus hojas contienen taninos y flavonoides muy útiles para mejorar las varices.

Ciprés. Mejora la circulación gracias a su acción vasoconstrictora, astringente y venotónica. Elabora una crema con 20 mg de gel base, 10 gotas de aceite esencial de ciprés, 10ml de agua de hamamelis y 8 gotas de aceite esencial de menta piperita. Aplícate la crema a diario en las piernas en sentido ascendente.

Rusco: Contiene saponósidos (Vitamina P) con efecto antiinflamatorio y antiedematoso.

Castaño de Indias: Sus flavonoides y taninos impiden la formación de varices. Además es vasoconstrictor y fluidificante sanguíneo.Contiene aescina de donde procede su eficacia como antiinflamatorio y esculina que le convierte en un potente venotónico fortalecedor de las venas. Sus hojas son ricas en vitamina K, la vitamina antihemorrágica por excelencia.

varicesAceites esenciales de (mentol, romero, alcanfor, ciprés, espliego….) Se encargan de ayudar a mejorar la microcirculación y proporcionan una gran sensación de frescor.

Con respecto a la dieta a seguir, lo más importante es reducir el consumo de sal refinada común, ya que suele ser la primera causa de problemas de retención e hipertensión.

Se puede sustituir por la sal rosa o sal del Himalaya, ya que igualmente sala los alimentos pero de manera saludable, o por especias como la pimienta, el curry, la nuez moscada, cominos, etc., que potencian y aportan sabor, sin provocar problemas de salud.

La cola de caballo y la alcachofa son diuréticos muy poderosos, lo que quiere decir que ayudan a eliminar líquidos retenidos mejorando el funcionamiento del sistema linfático.

Al seguir un tratamiento de cola de caballo o alcachofa ayudaremos al organismo a eliminar los líquidos retenidos, lo que a la vez ayuda a mantener una circulación sanguínea saludable y mayor sensación de ligereza.

Deja un comentario